Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2016

Cómo tu comunicación puede y debe dar luz sobre las familias refugiadas y la violencia de género

Una web a oscuras donde únicamente quien entre puede aportar luz. ¿Cómo? Escuchando y compartiendo los testimonios que allí se ofrecen. Esta es la innovadora y llamativa campaña de sensibilización y apoyo a las más de 65 millones de personas que piden refugio en otros países arrastradas por la violencia y que recientemente ha lanzado ACNUR España. El título de esta brillante iniciativa, "Con los refugiados: ayuda a darles luz", es aplicable a otras situaciones de la vida donde la comunicación (tu comunicación) puede y debe contribuir a iluminar conciencias, denunciar realidades y demandar responsabilidades. En esa línea, aquí tienes una guía para el tratamiento informativo de la violencia de género, con buenas prácticas y conductas que debemos evitar cuando elaboremos una noticia. ¿Recomenzamos en la tarea diaria de sembrar paz y alegría, transmitiendo valores bajo los pilares de la ética y la deontología? ¿Qué aportas desde tu rinconcito?

Los periodistas también lloran: ¿periodismo humano o sensacionalista?

El buen periodismo (riguroso, honrado, valiente y responsable) es humano. No es frío ni insensible. Emociona. Por eso, dignifica la profesión que un periodista llore en directo. Eso sí, siempre y cuando sea de forma sincera. Sin sensacionalismos. Ni falsedades. Ni hipocresías. Ni vanaglorias. Y cuando sea por un motivo trascendente, vital. No frívola. Ni insustancial. Ni veleidosa. ¿Dónde está el límite? ¿Sabemos reconocer las lágrimas nobles que nacen del corazón y no del espectáculo para ganar audiencia? Un ejemplo reciente de cómo los profesionales de los medios de comunicación también lloran es el de Anderson Cooper, conocido presentador de la CNN a quien se le quebró la voz en directo cuando recordaba las personas que habían fallecido en el tiroteo de Orlando, Florida (puedes verlo aquí). Te ofrezco más casos de compañeros y compañeras periodistas que no pudieron ocultar sus sentimientos informando... De buena fe.

Periodismo con mayúscula: periodistas asesinados y documental sobre reporteros gráficos de guerra

Frente al periodismo frívolo, corrupto y perverso, existe el Periodismo con mayúscula. El que desarrollan a diario miles de compañeros y compañeras periodistas cuando defienden y ejercen el derecho a la información con rigor, honradez, valentía y responsabilidad. Un derecho fundamental y básico para reclamar otras libertades y para que se cumplan otros derechos esenciales del ser humano. Este es el doloroso balance que ofrece la Federación Internacional de Periodistas (FIP): en lo que llevamos de año, 32 profesionales han sido asesinados/as en todo el mundo. Afganistán, India, México, Yemen, Pakistán, Irak, Siria, Brasil, Guinea, Filipinas, Turquía y Venezuela son los países en los que se han registrado esas muertes violentas. En 2015 fueron 115 las vidas truncadas. En 2014, 135 y en 2013, 123. Aquí tienes la información actualizada.