Ir al contenido principal

La epidemia "phonbie" se extiende... Comprueba si estás infectado

¿Cuánto tiempo pasas en Facebook cada día? ¿Cuántos mensajes mandas o recibes por WhatsApp? ¿Lo usas al comer? ¿Viendo la televisión? ¿De excursión? ¿Al irte a la cama? Por el contrario, ¿cuándo y cómo te comunicas con tu pareja, familia y amigos? ¿Realmente esas conversaciones son cara a cara, con los cinco sentidos centrados en la otra persona? Atención porque la epidemia "phonbie" se extiende entre adolescentes y adultos con el comprobado peligro de que un uso descontrolado se relaciona directamente con conductas de riesgo: el consumo de drogas y alcohol, agresividad y tendencias suicidas. ¿Qué locura de comunicación vivimos o sufrimos? Mira a tu alrededor o frente al espejo. ¿Somos muertos vivientes? Te invito a analizarlo con datos y dos vídeos.

Case Western Reserve University elaboró un estudio entre 4.400 alumnos de institutos en Estados Unidos (“Hyper-texting and hyper-networking: A new health risk category for teens?”). Conclusiones del trabajo que difundía Aceprensa: entre los que abusaban de los mensajes a través del móvil, enviando más de 120 por día lectivo, un 90% era más frecuente que tuvieran 4 o más parejas sexuales; se veían involucrados en peleas un 55% más que sus compañeros; consumían alcohol asiduamente en un 41% más de casos; fumaban más (40%) y recurrían a las drogas con mayor frecuencia (41%). 

Droga, sexo, estrés, depresión...

Escalofriantes también eran los datos de quienes se conectaban durante más de 3 horas diarias a las Redes Sociales: consumían más droga (84%), se peleaban más (94%) y tenían cuatro o más parejas sexuales (60%). Y más: las personas hiperconectadas son más influenciables por la presión de sus compañeros y están asociadas a un mayor índice de estrés, depresión, tendencias suicidas, problemas de sueño y consumo excesivo de televisión.


Muertos vivientes por el móvil

Mucho más actual es la campaña www.thephonbies.com, una iniciativa que promueve la Fundación SmileStone y Protégeles, en colaboración con la Comunidad de Madrid. Alerta sobre la epidemia "phonbie": "Un ser humano que ha perdido su condición de persona tras ser infectado por un virus que toma el control de sus actos a través de los dispositivos móviles". Además, te da la opción de comprobar "tu nivel de infección, o el de tus amigos" en menos de un minuto respondiendo a esta pregunta: "¿Cada cuánto compruebas tu móvil para ver si hay novedades en tus Redes Sociales, en tu WhatsApp, llamadas perdidas…?" Eligiendo una de estas respuestas: "Hay días que ni enciendo el móvil. Un par de veces al día. De vez en cuando. Cada vez que oigo un pitido o siento un zumbido…¡muchas veces! ¡Jamás suelto el móvil!". Luego, la misma web te ofrece soluciones para combatirlo. Mira el terrorífico spot:


Ojo con Facebook o Tuenti

Las Redes Sociales son tan atractivas, tan mágicas... Historias propias o de nuestros amigos con fotos y vídeos que muestran vidas emocionantes, repletas de felicidad, ideales... Pero ¿son todas ciertas? ¿Son todas reales? Así lo refleja con crudeza “What’s on your mind?”. El mensaje es contundente: no debemos confiar en todo lo que vemos en Facebook (ni en Tuenti para los adolescentes). No debemos fiarnos siempre de todo lo que nuestros contactos publican a través de sus perfiles en Redes Sociales, ya que es muy posible que en ocasiones estén (estemos) exagerando la realidad. Mira lo que puede pasarte si estás enganchado a tu Facebook:


Pero siempre hay esperanza. Cualquiera de estas angustiosas situaciones son reversibles aplicando esta receta: el sentido común. Usemos las Redes Sociales y los móviles con fundamento. Desconectemos  de esos medios el tiempo que haga falta, disfrutando de la comida, del paisaje, del sueño, del deporte, de la compañía, de la mejor comunicación con la otra persona: cara a cara, frente a frente, con los cinco sentidos centrados, saboreando cada detalle.

¿Y tú? ¿Estás infectado? ¿Conoces a alguien que lo esté? ¿Buscamos remedio? Te invito a comentar o compartir estas reflexiones en busca de una comunicación de valor, calidad y rentable. Hasta el próximo sábado, si Dios quiere... Y vuela alto.

Entradas populares de este blog

Lecciones de Bradlee sobre periodismo, denuncias y periodistas necesarios

"El fundamento del periodismo es buscar la verdad". Es una de las frases más conocidas del ya legendario Ben Bradlee que fallecía esta semana a los 93 años. El presidente de Estados Unidos Barack Obama decía de él: "Para Benjamin Bradlee, el periodismo era más que una profesión: era un bien público vital para nuestra democracia". Otro testimonio de valor es el de Jill Abramson, que fue editora ejecutiva del "New York Times": "Era su gran fuerza de carácter y sus agallas bajo fuego lo que lo hicieron indestructible (... ) supuraba periodismo por todos los poros". Pero destacan las palabras que le dedica "The Washington Post", su periódico: "Valiente, tenaz, inolvidable". Su muerte nos ofrece como legado un periodismo objetivo, veraz, plural, honrado, valiente, responsable y humano que instauró en "The Washington Post". Adjetivos clave que hoy en día no entienden (o no quieren entender) demasiados editores, directore…

Apasionados por el Periodismo

"Digan lo que digan, pocas profesiones son tan apasionantes... Una forma de vivir, una forma de soñar, una forma de amar, una forma de luchar, una forma de esperar, una forma de servir... Marc, Javier, Ricardo, por ellos, por las buenas historias, porque donde haga falta una voz, hará falta un periodista". Es un mensaje del movimiento #celebratingjournalism que surge en el evento "Conversaciones con" que se ha desarrollado esta semana en Madrid, promovido por la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra con motivo del patrón de los periodistas (San Francisco de Sales). Ahí se busca "celebrar la profesión, pensar sobre ella, unirnos con el fin de tomar las riendas de nuestro propio trabajo". Aquí puedes ver el vídeo:

Periodismo con mayúscula: periodistas asesinados y documental sobre reporteros gráficos de guerra

Frente al periodismo frívolo, corrupto y perverso, existe el Periodismo con mayúscula. El que desarrollan a diario miles de compañeros y compañeras periodistas cuando defienden y ejercen el derecho a la información con rigor, honradez, valentía y responsabilidad. Un derecho fundamental y básico para reclamar otras libertades y para que se cumplan otros derechos esenciales del ser humano. Este es el doloroso balance que ofrece la Federación Internacional de Periodistas (FIP): en lo que llevamos de año, 32 profesionales han sido asesinados/as en todo el mundo. Afganistán, India, México, Yemen, Pakistán, Irak, Siria, Brasil, Guinea, Filipinas, Turquía y Venezuela son los países en los que se han registrado esas muertes violentas. En 2015 fueron 115 las vidas truncadas. En 2014, 135 y en 2013, 123. Aquí tienes la información actualizada.

Cuatro reflexiones sobre periodismo actual: del miedo a la dignidad

Intimidar a profesionales de los medios de comunicación, culpar a los periodistas, hablar de actitudes subversivas, un presentador que dimite "en vivo"... Comenzamos estas cuatro reflexiones sobre el periodismo actual con unas demoledoras palabras: "Resulta evidente la voluntad de intimidar la prensa. Asistimos a un verdadero proceso de criminalización del periodismo de investigación sobre actividades secretas del gobierno". Son palabras de la abogada italiana Micòl Savia, portavoz la Asociación Internacional de Juristas Demócratas (AIJD) que ha denunciado en la ONU la intimidación, persecución y hasta encarcelamiento de periodistas y funcionarios que destapan violaciones de derechos humanos en Estados Unidos.

Periodismo, redes sociales y publicidad para comunicar esperanza y vida: tres ejemplos

¿Sabes qué se siente cuando una persona muy cercana a ti se suicida? ¿Por qué y para qué lo hizo? Esas son las preguntas. Las respuestas podrían encontrarse mirando a nuestro alrededor. Resultan engañosas tantas risas, tanto ruido, tanto "selfie", tanto "me gusta". Lo real son continuas situaciones de tristeza, de angustia, de soledad, de desesperación... Frente a ese panorama desalentador, los profesionales del periodismo, de las redes sociales o de la publicidad y el marketing cuentan con la responsabilidad de tener en sus manos herramientas eficaces y eficientes para difundir el bien y combatir el mal. Para sembrar paz y alegría. Para comunicar esperanza y vida. Mientras, el partido continúa. ¿Vamos perdiendo por goleada? Calma. Queda la segunda parte para remontar. Y lo conseguiremos. Te invito a ver 3 ejemplos excepcionales (una enfermera, una artista y un psiquiatra) que nos animarán a batallar alegre y sin rendirnos para vencer en esta guerra vital.